Especial #AgnèsVarda: Black Panthers — Agnès Varda y cómo escuchar al otro

Por: Valeria García |@lavalvalencia

Agnès Varda fue una cineasta sumamente creativa y visionaria. Su obra artística puede ser estudiada desde los muchos aspectos y temáticas en los que los abordó, pero es importante mencionar que siempre supo filmar con dos cosas muy en mente: empatía y un enorme amor al cine. 

Por supuesto que eso es evidente en su corto documental Black Panthers de 1968. En este film, Varda muestra los días de protestas por la liberación de Huey P. Newton, político y cofundador del partido de las Panteras Negras, así como la vida de la comunidad afroamericana en Oakland, California. 

El contexto en el que este documental fue filmado está muy ligado con las luchas por los derechos civiles en Estados Unidos, pero también contra la Guerra de Vietnam (resulta importante mencionar que eran los jóvenes negros quienes eran enviados a luchar, perdiendo incluso su vida, aunque en su país se les discriminaba), los movimientos afrofeministas y las luchas estudiantiles alrededor del mundo y que había empezado en Francia. 

Hablar de este film de Varda en medio de los acontecimientos y movimientos sociales que han estado ocurriendo en las últimas semanas resulta bastante apropiado, ya que nos muestra que hay injusticias que se siguen viviendo en el mundo y que parecieran no cambiar. Sin embargo, es importante mencionar que la directora no pertenecía a la comunidad ni era una mujer afrodescendiente. 

Y aunque Varda tiene una participación como narradora y entrevistadora esto no la hace un personaje principal, ya que cede la palabra y el espacio a las mujeres y a los hombres afroamericanos que participan activamente en el Partido Panteras Negras, a quienes se manifiestan con ellos, a las y los estudiantes, e incluso al propio Newton. 

Sus imágenes también muestran las reuniones, los discursos y la constante lucha contra la policía, pero también la unión que se da en el baile y la música. Los presenta como personas dispuestos a hacer una revolución en pro de sus derechos, orgullosas y orgullosos de su vestimenta y cabello; y que se llaman unos a otros hermanos, de manera espiritual, y camaradas en un sentido político. 

Hoy más que nunca es importante entender y solidarizarse con quienes han sufrido violencias sistemáticas durante toda su vida: afrodescendientes, personas de color, indígenas, personas en situación de pobreza, mujeres, entre otras poblaciones vulnerables. También hay que educarnos a nosotros mismos, ya que muchas veces podemos ser responsables del racismo a través de diversos actos. Ser conscientes de nuestros privilegios. Y sobre todo, hay que saber callarse y escuchar lo que ellas y ellos tienen que decir. 

Agnès Varda entendió eso. 

Imagen 1
Valeria García
Defeña. Estudié Comunicación y Producción Audiovisual porque creí que podía entender y cambiar el mundo (y tal vez sí sea posible). Siempre quise ser muchas vidas y profesiones por lo que empecé a inventar mis propias historias. Soy todas las películas que me han hecho llorar pero nunca puedo elegir mi favorita. Quiero escribir una película de ciencia ficción-musical.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .