Review #FICM2019: Sanctorum

Por: Celina Manuel @zeppelina0

El fin de los tiempos se acerca; lo anuncia un rugido que atraviesa el universo y retumba hasta las entrañas de la tierra para calmar el llanto de un niño huérfano, o al menos así lo sugiere Sanctorum, el largometraje hablado en ayuuk, de Joshua Gil.

Sanctorum es una película que muestra los rostros de los siempre ignorados en este país: indígenas y campesinos que el sistema mexicano ha arrinconado en la esquina más oscura. Mediante una mirada poética, que se mueve entre el documental y la ficción, se encuadra la supervivencia y resistencia de una comunidad de campesinos mixes, quienes siembran marihuana y amapola en la profundidad de la sierra de Oaxaca para sobrevivir, hasta que esa supervivencia los lleva a levantarse en armas para encarar al crimen organizado dentro y fuera del gobierno.

Sanctorum05-thumb-860xauto-76242

El filme aborda la maternidad y la guerra entre la vida y la muerte, desde un misticismo que nos muestran una abuela y su nieto, al realizar un ritual indígena para reunir a la madre con el niño.

1572968782_archive_card1572968780sanctorum1.jpg

Sanctorum va desde los planos más alejados hasta los más cercanos e íntimos para adentrarnos en los hogares del pueblo mixe, guardando siempre una distancia de la pornomiseria y estética gore del cine que toca el tema del narcotráfico.

Es así que este largometraje nos muestra el fin de una agonía ante un escenario desesperanzador y violento como la posibilidad más optimista.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s